El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) aseguró este 17 de septiembre que el posible juicio a expresidentes no es un asunto personal y no busca vengarse de ellos con la propuesta para hacer una consulta ciudadana sobre el tema.

En la ‘mañanera’ de este jueves, López Obrador que no se trata de “un problema personal” sino político, agregando que no tiene odio hacia los exmandatarios y es feliz “porque predico el amor al prójimo, y no le deseo mal a nadie”“No se trata de persecución, no es mi fuerte la venganza. Los expresidentes deben saber que yo estoy cumpliendo con una responsabilidad y que yo no tengo problemas con ninguno de ellos, ni con Salinas, ni con Calderón; con ninguno”.Andrés Manuel López Obrador