Saskia Niño de Rivera Cover especula desde un artículo en El Universal y asegura que en febrero pasado Diego Santoy fue notificado que “dado que no tuvo representación legal en los careos que todos vimos en televisión, los careos tenían que volver (sic) a realizar”. Sakia concluye que no hubo debido proceso y que Diego puede aproximarse a la “libertad por el cúmulo de errores, no necesariamente por su inocencia”.

Y Niño de Rivera Cover lanza sus preguntas:

“¿A qué México podemos aspirar si no es posible, ni en los juicios más mediáticos, garantizar el apego al debido proceso y respeto a los derechos fundamentales?

“¿Quién ganó en un caso como este, donde importó más la telenovela mediática que la justicia de un niño de ocho años y una niña de tres años asesinados brutalmente?”