El candidato del Partido Demócrata a la presidencia de Estados Unidos (EU), Joe Bidencriticó al todavía presidente Donald Trumppor su fallida estrategia en el control de la pandemia del coronavirus Covid-19, y consideró que alguien responsable por las más de 220 mil muertes registradas en esa nación por la pandemia no debería de permanecer en el cargo.

En el segundo debate presidencial de cara a la elección del próximo 3 de noviembre, Biden inició su exposición con un mensaje en donde pidió a los ciudadanos reflexionar sobre el papel de Trump al frente del control de la pandemia. Insistió en que la actual administración no tiene un plan y que más estadounidenses perderán la vida si no hay un cambio de dirección.”Si no quieren escuchar ninguna otra cosa que diga esta noche, sólo escuchen esto: alguien que sea responsable de tantas muertes no debe permanecer como presidente de Estados Unidos. Vivimos con miles de muertos diarios y más de 70 mil contagios”Joe Biden

En su respuesta, el todavía presidente dijo aseguró que en semanas se tendrán noticias de una vacuna contra el coronavirus, la cual sería distribuida por las Fuerzas Armadas. No obstante, y ante el cuestionamiento de la moderadora Kristen Walker de que los especialistas no estiman una vacuna sino hasta el primer trimestre de 2021, Trump dijo que no podía garantizar la fórmula, pero aclaró que existen avances de Moderna, Phizer y otras farmacéuticas.

El debate presidencial se lleva a cabo desde la Universidad de Belmont, en Nashville, Tennessee. Biden entró al escenario con cubrebocas, mientras que Trump lo hizo sin protección. En su exposición, el todavía presidente dijo que es inmune ante el coronavirus y destacó el efecto de algunos tratamientos, como el que se le recetó cuando se contagió hace 3 semanas y tuvo que ser ingresado en el hospital militar Walter Reed.

Trump acusó a su rival de querer “cerrar el país” como solución ante la pandemia, mientras que Biden dijo que una de las acciones que promovería sería el uso obligatorio de la pandemia. En comparación con el caótico primer debate, donde, por ejemplo, Biden llamó “payaso” a Trump, el encuentro de esta noche transcurrió en calma y con un tono de respeto.  

Los equipos de ambos candidatos anunciaron horas antes del debatelos dos habían dado negativo en las pruebas de Covid-19. Trump fue diagnosticado con el virus dos días después del enfrentamiento en Cleveland, lo cual resultó en la anulación del segundo debate programado para el 15 de octubre porque se negó a participar en formato virtual.