José Manuel Mireles fue reconocido por ser líder de los grupos de autodefensa en Michoacán y combatir al crimen organizado  en Michoacán. Durante su trayectoria apoyó la creación de la Guardia Nacional y siguió desempeñando su labor como médico.

Mireles nació en Michoacán el 24 de octubre de 1958, estudió la licenciatura como Médico Cirujano en la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo. Años después dejó la bata para combatir el crimen organizado.

José Manuel Mireles se convirtió en líder y fundador de las autodefensas de Michoacán que surgieron en enero de 2013. Tras la violencia provocada por organizaciones criminales como “Los Caballeros Templarios” y “La Familia Michoacana”, el médico decidió organizarse con un grupo de vecinos, tomar las armas y buscar la justicia por su propia cuenta.

Sin embargo, fue arrestado en junio de 2014, se le acusó de posesión de armas propias del Ejército. Para el Mireles, se trató de una detención política, y sin un líder las autodefensas de Michoacán se desintegraron.

Mireles pasó casi tres años en prisión, hasta que en mayo de 2017 le concedieron libertad condicional con un pago de fianza. En julio de 2018, las autoridades le otorgaron total  libertad y quedó libre de los cargos que se le imputaban.

El líder de las autodefensas también fue incluido en las listas de candidatos a diputado federal, en las elecciones del 1 de julio de 2018, apoyado por Morena en Michoacán. Sin embargo, su candidatura fue retirada porque violaba los derechos políticos de otro candidato.

Por ser médico y activista, en agosto de 2018, Mireles recibió el título de doctorado Honoris Causa por parte de la Universidad del Norte de Tamaulipas. Para septiembre de ese mismo año, recibió el doctorado Honoris Causa, esta vez por El Claustro Doctoral Iberoamericano, en Hidalgo.

Posteriormente, Mireles continuó interesado en la seguridad del país; llamó a los mexicanos a apoyar la creación y a unirse a la Guardia Nacional. Además buscó ser dirigente de la Guardia en el estado de Tamaulipas.

El médico también estuvo involucrado en polémicas, en 2019 fue tachado de misógino por la manera en que se refirió a las mujeres, las llamó “nalguitas y pirujas”, en diferentes ocasiones.

Actualmente, Mireles se desempeñaba como subdelegado del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE). Hasta que el 20 de noviembre fue ingresado a terapia intensiva e intubado, a causa del covid-19. 

Sin embargo, murió este miércoles 25 de noviembre tras permanecer internado por complicaciones del coronavirus en un hospital del ISSSTE en Michoacán.