cuatro se incrementó el número de personas fallecidas por el choque del tren y el microbús de la Ruta 307 registrado en García, al morir ayer dos más en los hospitales que se encontraban internados.

La cifra de fallecido aumentó a cuatro fallecidos, entre ellos el presunto responsable, quien perdió la batalla contra la muerte en el Hospital Universitario.

La Fiscalía General de Justicia del Estado mantiene una carpeta de investigación para esclarecer el accidente.

Mientras que usuarios de la mencionada ruta, organizaron una protesta frente al taller de esta empresa para exigir mayor seguridad a los pasajeros.

Uno de los fallecidos recientes es el chofer Gilberto Contreras Lucio, quien recibió directo el impacto del tren.

El hombre tenía custodia policiaca en el Hospital Universitario, donde finalmente murió.

Mientras que la segunda víctima es el menor José Manuel Villasana Rivera, de 16 años, quien se encontraba en estado de coma.

El menor es hijo de José Alberto Villasana Gámez, también pasajero del microbús que murió en el lugar del accidente.

Mientras que la cuarta víctima fue identificada como Leonardo Morales Dimas.

Los trágicos hechos se registraron el pasado viernes en la Vía a Torreón, a la entrada a la Colonia Real de San Joaquín.

Según información recabada por las autoridades, iban ocho pasajeros en el microbús conducido por Gilberto Contreras Lucio, de quien no se especificó la edad.

Tras circular por la Carretera a Icamole, el chofer dio vuelta al sur para ingresar a la Colonia Real de San Joaquín y, según testigos, vio que venía el tren y el maquinista accionó el silbato en repetidas ocasiones, pero el conductor trató de ganarle el paso.

La locomotora impactó al microbús justo en medio, del lado derecho, y varios pasajeros salieron proyectados por las ventanas de la unidad, con los resultados ya informados.

Por su parte personal del DIF de García, prometió a los familiares de los fallecidos apoyarlos con los servicios funerarios.