Cerca de 500 dosis de la vacuna para coronavirus que fue desarrollada por la empresa Moderna, tuvieron que se desechadas en Wisconsin, debido a que se echaron a perder a causa de un “error humano”.

Así lo dieron a conocer funcionarios de salud que laboran en el Centro Médico Aurora en la ciudad de Grafton, Wisconsin, quienes destacaron que un total de 50 contenedores con la vacuna, fueron sacados de un refrigerador.

De acuerdo con lo declarado por los funcionarios, a quienes diferentes medios locales citan, el responsable de la acción sacó los contenedores para acceder a otros artículos que se encontraban en el refrigerador, sin embargo no regresó las vacunas a su sitio, por lo cual los medicamentos terminaron por vencerse.

Vacuna de Moderna debe mantenerse a entre 2° y 8° centígrados

Los reportes refieren que el incidente por el cual los fármacos para el Covid-19 tuvieron que ser desechados, se registró el viernes de la semana pasada.

A pesar de que algunos trabajadores del sector médico de la ciudad sí recibieron la vacuna durante las 12 horas posteriores a lo ocurrido, debido a que unas cuantas aún servían, la mayoría de las dosis que se estaban almacenando fueron descartadas debido a los requerimientos de temperatura de la sustancia.

Cabe destacar que de acuerdo con lo indicado por la misma empresa que desarrolló el fármaco, éste puede mantenerse estable durante 30 días, pero si se mantiene a una temperatura de entre 2° y 8° centígrados (la de un refrigerador doméstico).

Asimismo, Moderna destaca que si es posible guardarla A -20° centígrados, la vacuna puede aguantar hasta 6 meses, sin embargo a temperatura ambiente, únicamente puede mantener sus propiedades durante un periodo máximo de 12 horas.

Fue el medio local, Sentinel Journal, el cual dio a conocer la información de las vacunas desechadas y en su reporte, destacó que una investigación interna permitió descubrir que se trató de un “error humano no intencional”.