Un nuevo estudio muestra que el tratamiento de células solares de perovskita ha mejorado con la capsaicinacomponente activo presente en los chiles o pimientos picantes haciendo de estas células más eficientes.

El estudio hecho por científicos suecos y chinos publicado en la revista Joule explica cómo la capsaicina de los chiles promueve la efectividad de las células solares de perovskita, una tecnología solar más eficiente y estable.

Estas células solares de perovskita de haluro metálico poseen una recombinación no radiativa, lo cual reduce su eficiencia en los electrones y aumenta las pérdidas en el calor; sin embargo, loo científicos buscaron algún aditivo para mitigar los efectos contradictorios siendo su respuesta el chile.

¿Cómo ayuda la capsaicina de los chiles en las células solares?

De acuerdo con la investigación, la capsaicina presente en los chiles y la responsable de producir la sensación de ardor, sugiere que al rociar la capsaicina en las células solares de perovskita de triyoduro de metilamonio y plomo (MAPbI3) produce una mayor abundancia en los electrones que, a su vez conducen la corriente en la superficie del semiconductor.

La adición de la capsaicina dio como resultado células solares policristalinas MAPbi3 con el transporte de carga más eficiente con el 21.88% frente a los comunes que poseen el 19.1%, mejorando su estabilidad y manteniendo más del 90% su eficacia tras 800 horas de almacenamiento.

Pese a los resultados prometedores que la capsaicina de los chiles ha demostrado en la efectividad y rapidez en la carga de electrones de las células solares de perovskita, la técnica aún debe perfeccionarse antes de que esté listo para su comercialización pero, de hacerlo tendrían un componente de bajo costo y ampliamente disponible en la mayoría de los países.”En el futuro, la tecnología de aditivos de biomateriales basados ​​en bosques verdes y sostenibles será una tendencia clara en los materiales de perovskita sin plomo no tóxicos”,Qinye Bao, autor del estudio