El cardenal Norberto Rivera, de 78 años, fue desintubado el 27 de enero luego de caer grave por la enfermedad del coronavirus.

Su colaborador y exvocero de la Arquidiócesis Primada de México, Hugo Valdemar, informó que el arzobispo emérito Norberto Rivera continúa en cuidados intermedios y con mejoría en su salud.

“El señor cardenal Norberto Rivera ha sido desintubado el día de ayer, permanece en cuidados intermedios y continúa una mejoría en general. Sigamos orando por él.”

Norberto Rivera es hospitalizado por Covid-19

La Arquidiócesis Primada de México informó el pasado 16 de enero que el cardenal Roberto Rivera fue hospitalizado en terapia intensiva por Covid-19.

Valdemar dijo en entrevista a Radio Fórmula que el arzobispo Norberto Rivera tuvo una caída en su oxigenación y daño pulmonar.

La Arquidiócesis señaló que los sacerdotes que pertenecen a esa orden son atendidos en los hospitales del IMSS, privados que tienen convenio con el gobierno o temporales Covid-19; sin embargo, Norberto Rivera decidió atenderse en uno privado. 

Norberto Rivera recibió la extremaunción

Valdermar informó que luego de la hospitalización, Norberto Rivera recibió la extramaunción. En este sacramento se unge con óleo a las personas que están graves de salud.

“A partir de la extremaunción se notó una mejoría. Estamos confiados de que el cardenal Norberto Rivera tenga una pronta recuperación, ayer tuvimos noticias alentadoras por su salud.”