Dadas las bajas temperaturas que azotarán a la entidad durante los próximos días, el Arzobispo de Monterrey, Rogelio Cabrera López, anunció que la Arquidiócesis de Monterrey pondrá a disposición de quien lo necesiten, diferentes refugios para poder mitigar los fuertes fríos.

Cabrera López, aseguró que las posadas que tienen ya están listas para recibir a los feligreses, con todas las medidas preventivas: “Nosotros como Iglesia, nuestros albergues que dan atención todo el año están listos para recibir a nuestros hermanos y hermanas en estos días”.

El Presidente de la Conferencia del Episcopado Mexicano, invitó a los regiomontanos a también brindar ayuda a los sectores más vulnerables ante el pronóstico de temperaturas gélidas, que de acuerdo a especialistas rondarán hasta los cinco grados bajo cero.

“En estos días donde se pronostican bajas temperaturas, muchos hermanos y hermanas estarán padeciendo por las inclemencias del tiempo, Dios quiera podamos manifestar nuestro apoyo a quienes más sufren”.