Los festejos decembrinos ocasionaron una ola de tragedias peor de lo que se imaginaba. El Instituto Mexicano del Seguro Social y la Secretaría de Salud actualizaron las cifras de fallecimientos agregando 694 casos que faltaban. De esta manera, de las 8 mil 727 defunciones que se tenían registradas hasta el pasado lunes, la cifra se disparó a 9 mil 453.

Karla López, delegada del IMSS en la entidad informó este martes que esta cantidad de personas que perdieron el combate contra la enfermedad ocurrieron en el mes de enero.

“Estas defunciones fueron reportadas en el mes de enero, que fue cuando tuvimos la consecuencia derivada de las actividades no esenciales que se llevaron a cabo durante las fiestas decembrinas… En esas fechas tuvimos una oleada importante de casos en la cual llegamos a tener una ocupación hospitalaria arriba del 93 por ciento… El número de defunciones se incrementó bastante, es en el periodo de enero y la primera semana del mes de febrero”.

La funcionaria federal dijo que a causa de este fuerte incremento de casos que se reportaron en ese tiempo no se puede tener de manera diaria la información verificada de los decesos.

“Hay un dato que hay que rectificar. No hay un rezago estadísticamente significativo. Las defunciones es complicado poder reportarlas diariamente, toda vez que llevan un proceso de dictaminación o de validación con el personal de epidemiología”.

De acuerdo con el IMSS cuando un paciente fallece se llena el certificado de defunción y se hace una validación epidemiológica. Posteriormente se hace el registro en el sistema del IMSS o de la Secretaría de Salud y finalmente se registra en la plataforma nacional Sisver.

“Para poder llevar a cabo el proceso de dictaminación de la defunción hay un tiempo para llevar a cabo la ratificación o la rectificación… Los epidemiólogos llevan un proceso de validación que se puede llevar de 24 a 72 horas, a veces más dependiendo de los resultados de laboratorio, y para fines estadísticos los datos se pueden ratificar o rectificar; para efectos estadísticos, hasta seis meses o un año posterior, para cuando se haga el cierre anual”.

Manuel de la O Cavazos, secretario de Salud en la entidad, dijo que para evitar que esto se vuelva a repetir, cada viernes tratarán de actualizar el número de decesos por Covid-19 en Nuevo León.