La escasez de medicinas de patente y fuente única en México es consecuencia de la falta de contratos y reglas de logística, de acuerdo con la Asociación Mexicana de Innovación e Investigación Farmacéutica (AMIIF).

En un comunicado la AMIIF explicó que, si bien no hay explicaciones formales para la escasez de medicinas, la información recabada por la asociación expone que las autoridades no han generado los contratos, ni emitido lineamientos para operadores logísticos.

“Hasta el momento no se cuenta con una explicación formal, sin embargo y de acuerdo con la información que han recabado los asociados de AMIIF, el problema se debe a que la autoridad responsable no ha generado los contratos ni emitido los lineamientos formales para dichos operadores logísticos en materia de recepción, resguardo y destino final de los medicamentos.”

Asociación Mexicana de Innovación e Investigación Farmacéutica

Debido a esta incertidumbre, varias de las empresas que representa la AMIIF no han podido avanzar en la entrega de insumos, lo cual ha derivado en escasez de medicinas.

La asociación explicó que la compra consolidada de medicamentos para el Sistema de Salud, correspondiente al abastecimiento de 2021, comenzó con retrasos en los procesos desde mediados de 2020. Los contratos para el abasto crítico de 105 claves de patente se debían firmar desde diciembre de 2020 pero se hizo hasta 2021, lo cual generó un cuello de botella que tiene como consecuencia escasez de medicinas.

“Si bien a partir de lo anterior la UNOPS ha otorgado a los productores de medicamentos una ampliación de fechas de entrega, preocupa que esta situación pueda repercutir en retrasos para que los insumos lleguen a las instituciones de salud y eso derive en una potencial interrupción de tratamientos para las y los pacientes.”

Asociación Mexicana de Innovación e Investigación Farmacéutica

Escasez de medicinas para el cáncer

De las 105 claves de patente para el abasto crítico, el 28.57 por ciento de estas son tratamientos de oncología, o cáncer, 16.19 por ciento para endocrinología, 11.19 por ciento para cardiología y el resto para hematología, enfermedades infecciosas y otras. En semanas pasadas se ha acusado escasez de medicinas para el cáncer.

La AMIIF notificó de la situación al Insabi, responsable de coordinador los operadores logísticos, y a la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos, que conduce las negociaciones y compras. A ambas dependencias se les plantearon propuestas para subsanar la escasez de medicinas, como permitir que las empresas adjudicadas entreguen directamente en hospitales y unidades médicas.

Fotografía: Cuartoscuro