Por Francisco Tijerina Elguezabal.

“El interés tiene pies”

Refrán popular

La exigencia del regreso a clases en Nuevo León tiene ya varios días siendo promovida abiertamente por un medio de comunicación; las escasas protestas sobre el tema son magnificadas para dar la sensación de un clamor popular inexistente.

Hay prisa y urgencia por parte de dueños de colegios privados por regresar a las aulas para volver a recibir ingresos, pero de eso a una exigencia multitudinaria hay mucha diferencia.

Seamos claros, regresar a los centros educativos cuando quedan poco más de dos meses de clases no suena lógico, porque para poner en condiciones los planteles se requerirá de un esfuerzo enorme, además de un gasto incalculable para dotarlos de lo necesario para cumplir con protocolos sanitarios mínimos.

La mayoría de nuestros maestros no han recibido la vacuna y no se ha iniciado la vacunación en menores; ¿es en serio que quieren jugarse un volado para incrementar las posibilidades de un contagio masivo?

Sí, habrá una repercusión en los niveles educativos, pero no se marcará una gran diferencia si se vuelve ahora o si esperamos a que llegue agosto y tengamos más claro el panorama.

Lo que me inquieta, insisto, es el marcado interés de un medio de comunicación que a diario insiste en noticias, columnas y artículos que se debe regresar a las aulas, ¿qué es lo que verdaderamente está detrás?

ftijerin@rtvnews.com