Gracias a la idea de Raheema Jalal, directora de una escuela ubicada en el desierto de Baluchistán, Pakistán, los estudiantes reciben libros gratuitos que son llevados por un camello llamado Roshan. Con la ayuda de este camello, los niños pueden continuar sus estudios pese al confinamiento causado por la pandemia del coronavirus.

El camello Roshan lleva libros a los niños desde agosto de 2020

El camello Roshan de Pakistán cruza el desierto cargando libros y cuando llega a la localidad, los pequeños escogen el libro. Esta iniciativa, que comenzó desde el pasado mes de agosto, fue apoyada por las organizaciones ‘Female Education Trust’ y ‘Alif Laila Book Bus Society’.

Aunque el camello Roshan de Pakistán lleva libros a los niños desde agosto de 2020, recientemente se dio a conocer esta noticia por un video difundido en redes sociales donde se ve a este animal llevando los libros.

Cuando terminan de leer los libros, los niños de Pakistán tienen que devolverlos para que otros niños también tengan la oportunidad de leerlos.

Camello Roshan de Pakistán lleva libros a los niños

En entrevista para Reuters, la directora Raheema Jalal comenta que no todos los niños pueden permitirse el lujo de ir a la escuela por la mañana y luego pagar clases particulares por la tarde.

“Si les damos libros gratis en sus hogares, ayudaremos en su proceso de aprendizaje y también evitaremos que caigan en actividades incorrectas.”

Raheema Jalal

Debido a la pandemia del coronavirus, las escuelas de Pakistán han permanecido cerradas, debido a esto, alrededor de 50 millones de estudiantes se quedaron en casa.

El camello pasa por cuatro pueblos del distrito de Kach

Para cubrir la necesidad de educación en los niños fue que surgió la idea de una biblioteca andante para acercarles la literatura y material de estudios a los pequeños alumnos. Esta biblioteca andante tiene un horario, de las tres a las seis de la tarde, que son las horas en las que el camello Roshan atraviesa el desierto.

El camello tiene una ruta ya establecida para pasar por cuatro pueblos del distrito de Kach. Aunque algunas escuelas han reabierto, los funcionarios locales aseguran haber recibido varias solicitudes para que los libros gratis sigan llegando al desierto con ayuda del camello Roshan.