Aunque se prevén lluvias en los próximos días, estas no son suficientes para incrementar los niveles en las presas.

Ante una Presa Cerro Prieto a un 13.76 por ciento de su capacidad, el nivel más bajo en su historia, el gobernador Jaime Rodríguez Calderón llamó a la población a cuidar del agua, hoy más que nunca.

A través de sus redes sociales, el mandatario estatal compartió imágenes en las que se muestra el embalse semivacío, situación que originará una serie de reducciones en la presión del suministro de agua potable de 23: 00 a 5: 00 horas.

Si bien en múltiples ocasiones ha descartado una crisis hídrica, resaltó que el consumo se dispara durante el verano, por lo que es preciso reforzar el cuidado del vital líquido.

Aunque se prevén lluvias en los próximos días, estas no son suficientes para incrementar los niveles en las presas.

“Estas imágenes son para crear conciencia. Así luce nuestra Presa Cerro Prieto, en su último corte respecto al comportamiento del almacenamiento de agua, al día de ayer 5 de julio. Con un 13.76 por ciento de capacidad, el cual representa uno de los niveles más bajos a lo largo de su historia”.

“A pesar de que en los próximos días se pronostiquen lluvias en distintas regiones de Nuevo León, es necesario contribuir con nuestro granito de arena y cuidar este recurso tan valioso. Hoy, más que nunca, cuidemos del agua y consumámosla responsablemente. ¡A cuidarla que se ocupa!”, manifestó.

Es de destacar que la Presa La Boca se encentran a un 65.22 por ciento de su capacidad, y la Presa El Cuchillo a un 53.69 por ciento.

Entre las recomendaciones están el no lavar el carro o la banqueta con manguera, contar con regaderas y sanitarios de bajo consumo, revisar los empaques de las llaves al menos 2 veces por año, cerrar la llave mientras se enjabona, y lavarse los dientes con un vaso.

Así como utilizar jabones y limpiadores amigables con el medio ambiente, enjabonar los platos en una sola tanda, descongelar a temperatura ambiente, y limitar el uso de la manguera.

Las sanciones son de las 10 cuotas de salario mínimo, alrededor de 850 pesos, a usuarios que son sorprendidos regando banquetas y jardines, así como lavando vehículos y bañado mascotas, entre otros.