A raíz de la publicación de unas irrelevantes fotografías difundidas por la opinologa loga Lourdes Mendoza, supuestamente tomadas recientemente al ex director de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya en un conocido restaurante de la ciudad de México, lo cual ningún juez ha restringido como parte de las medidas cautelares aplicadas al ex funcionario, la senadora Xóchitl Gálvez replicó en un tuit:

“Menú de hoy para Emilio Lozoya en el Hunan de las Lomas:

Corrupción, como entrada; Impunidad, de plato fuerte; Cinismo, de postre”

Ante lo cual, los usuarios de las redes sociales no tardaron en recordarle que ella se fue beneficiada con 28 contratos por 25 millones 310 mil pesos, que el Gobierno federal y algunos órganos autónomos le otorgaron de 2005 a 2014, desatendiendo el conflicto de intereses que se presentaba al fungir en aquel entonces como servidora pública precisamente a cargo de las carteras de las que obtenía sus jugosos negocios.

Y es que, en 2005, a través de su empresa High Tech Services y la de su esposo Rubén Sánchez, Operación y Mantenimiento de Edificios Inteligentes S.A. de C.V., la entonces comisionada nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas del gobierno panista de Vicente Fox, logró 15 contratos por un millón 832 mil 710 pesos.

De 2007 a 2012, durante el sexenio del también panista Felipe Calderón, Gálvez obtuvo otros once contratos por un total de 14 millones 838 mil 638 pesos.

Adjudicaciones durante gobierno de EPN

Durante la administración de Peña Nieto, la empresa fundada por Gálvez obtuvo, por adjudicación directa, 589 mil 81 pesos; por invitación con tres personas, ocho millones 924 mil 556 pesos, y por participar en licitaciones públicas, 15 millones 502 mil 511.

Una consulta en el Portal de Obligaciones de Transparencia constató que la dependencia federal que más contratos concedió a las dos empresas que Gálvez integra fue la Comisión Nacional del Agua, con 17 por más de diez millones de pesos, pero además con el Instituto Federal de Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (IFAI) fueron tres contratos, por un total de ocho millones 472 mil 800 pesos, otro por seis millones 930 mil pesos para Operación y Mantenimiento a Edificios Inteligentes, otro por un millón 415 mil 200 pesos, también para la empresa de su esposo, de la que es socia.

Pero también con la Comisión Federal de Electricidad (CFE) se celebraron tres contratos por cuatro millones 760 mil pesos y a través de High Tech Services, Gálvez dio asesoría a la Presidencia en 2009 para certificar como inmueble verde la Residencia Oficial de los Pinos. Por ello cobró 304 mil 750 pesos. También trabajó con la Lotería Nacional en ese mismo año.

Con información de Excelsior