Octubre es el mes de la lucha contra el cáncer de mama y tiene como objetivo promover la detección temprana y el tratamiento adecuado para prevenir y aumentar la supervivencia de esta enfermedad, misma que afecta a aproximadamente 2 millones de mujeres cada año, según datos de la Organización Mundial de la Salud.

Con la finalidad de hacer que estos estudios sean cada vez más rápidos, cómodos, precisos y accesibles, la compañía mexicana Thermy creó un dispositivo médico que utiliza la tecnología de Intel para combinar la inteligencia artificial y el estudio de imágenes infrarrojas con el fin de luchar contra el cáncer de mama.

Dicho dispositivo lleva el nombre de la compañía, Thermy, y a la fecha ha ayudado a que más de cuatro mil pacientes se hagan el estudio, detectando más de 140 casos de cáncer de mama, con una sensibilidad de 94% desde su instalación para pruebas clínicas, en el instituto FUCAM (Fundación de Cáncer de Mama) en México.

¿Cómo funciona?

Este dispositivo médico toma las imágenes termográficas del paciente con apoyo de su tecnología Thermy MDI, para después analizar, mediante su software de inteligencia artificial, los datos obtenidos para buscar tumores metabólicamente activos con una probabilidad de ser cancerígenos.

Finalmente, se entrega un resultado rápido, que es también evaluado y aprobado por un profesional de la salud.

La cantidad total de tiempo que toma es de menos de 15 minutos y la tecnología brindada por Intel es clave para que sea un proceso rápido y eficiente.

¿En qué consiste el dispositivo?

Thermy consiste en una cámara termográfica, el software Thermy MDI, un CPU, dos monitores de referencia, integrando todo en un gabinete de su propio diseño. El CPU que se utiliza es el equipo Intel NUC, el cual es tan potente como una PC de escritorio y cuenta con procesador Intel Core i7, que permite tomar y procesar los datos obtenidos del estudio para su evaluación.