Ben Affleck impactó a sus fans y medios al prácticamente decir que se había vuelto alcohólico porque no era feliz en su matrimonio con la actriz Jennifer Garner.

«Parte de la razón por la que comencé a tomar fue porque estaba atrapado… Yo decía ‘No puedo irme por mis hijos, pero no estoy feliz, ¿qué hago?’ y lo que hice fue que bebí una botella de whisky y me quedé dormido en el sofá, que resultó no ser la solución», dijo el actor durante una entrevista con Howard Stern Show.

Sus declaraciones llegaron a oídos de medio mundo, incluyendo su novia Jennifer Lopez, quien no tuvo una buena reacción al respecto.

De acuerdo con el sitio Page Six, la «Diva del Bronx» está molesta por cómo se expresó Ben Affleck de su matrimonio con Garner y que de alguna manera la estaría involucrando a ella también.

«[Jen] está molesta. Se está viendo involucrada en esto solo porque está saliendo con él. Ella no quiere ser arrastrada por esta situación», dijo una fuente al sitio. «Ella conoce a Jennifer Garner. Está intentando conocerla más a ella y a sus hijos», agregó el informante, dando a entender que entre las dos existe una relación cordial.

De hecho Garner, Affleck y Lopez fueron a pedir dulces juntos el pasado Halloween con sus respectivos hijos.

Los hijos de Lopez y de Affleck también han pasado tiempo juntos: supuestamente fueron a Disney y vieron «Hamilton» en Los Ángeles en agosto, además de que participaron en una colecta de alimentos en noviembre.