Apple ha presentado una demanda contra Ericsson en el marco de una disputa por el precio de licencias de patentes relacionadas con tecnologías críticas con las tecnologías móviles. Esta demanda viene después de que a su vez Ericsson demandase en octubre a Apple acusándola de negociar de mala fé.

Las dos demandas, la última presentada por Apple el pasado viernes, se han cumplimentado ante el mismo tribunal federal de Texas, que según Foss Patents es el Tribunal del Distrito de Texas Este.

En la demanda de Apple se acusa a Ericsson de «violar sus obligaciones de dar licencias de patentes que sean esenciales para los estándares industriales a precios justos, y de pedir cosas que no son razonables». Más concretamente, Apple ha hecho además dos peticiones: una para que se rechace la demanda de Ericsson y otra para sellar la demanda porque contiene información sensible relacionada con operaciones de negocios.

Ambas compañías llevan litigando ya varios años, desde 2015, cuando en el proceso de negociación de este acuerdo de licencia, ya se demandaron la una a la otra. Esto llevó a que Ericsson intentase prohibir que el iPhone tuviese su venta prohibida por una disputa de patentes. Entonces se llegó a un acuerdo, que es el que ambas están intentando renovar ahora, y que ha vuelto a llevarles de nuevo a los tribunales.

En esta demandaApple acusa además a Ericsson de utilizar tácticas de intimidación en las negociaciones por esta tecnología. El acuerdo original, que expira este mes, cubría las tecnologías de red de 2G, 3G, y 4G, y ahora, en su renovación, debe cubrir también todo lo relacionado con el 5G.

Todo apunta a que mientras las demandas siguen su curso continuarán las negociaciones. Es probable que ambas empresas consigan llegar a un acuerdo que solucione el problema, pero no sin pelear antes. Por el momento Apple ya ha contratado a dos abogados que han trabajado con la empresa en otros litigios. Uno de ellos es Ruffin Cordell, que se encargó de la argumentación abierta contra Qualcomm en 2019. El otro es Joseph Mueller, que estuvo implicado en la disputa de Apple con Samsung.