Este sábado pasado se estrenó en HBO Max Harry Potter 20th Anniversary: Return to Hogwarts, especial que reúne a varios actores de la saga con motivo del 20 aniversario de Harry Potter y La Piedra Filosofal.

Y una de las estrellas de la franquicia, Emma Watson, quien dio vida a Hermione Granger, confesó en un fragmento del proyecto por qué estuvo a punto de dejar la franquicia, algo que fue previamente revelado por David Yates, director de Harry Potter y La Orden del Fénix.

«En algunos momentos me sentí sola. Creo que estaba asustada. No sé si alguna vez lo sentiste pero llegó un punto de inflexión que fue como: ‘Esto es para siempre'», explicó a Rupert Grint, quien encarnó Ron Weasley y se mostró sorprendido por las declaraciones.

«La fama me había llegado a lo grande. Nadie tuvo que convencerme para llevarlo a cabo. Los fans realmente querían que tuviera éxito y todos realmente nos respaldamos mutuamente», añadió Watson.

Por su parte, Grint también reconoció que no fue fácil asumir la fama siendo tan joven.

«También tuve sentimientos similares a los de Emma. Pero realmente nunca hablamos de eso; supongo que simplemente lo estábamos viviendo a nuestro propio ritmo, y estábamos viviendo el presente en ese momento.

«No se nos ocurrió que probablemente todos estábamos teniendo sentimientos similares», señaló.

Tom Felton, quien encarnó a Draco Malfoy en la saga, se mostro muy comprensivo con la intérprete.

«Dan (Daniel Radcliffe) y Rupert se tenían el uno al otro; yo tenía a mis compinches, mientras que Emma no solo era más joven, sino que además estaba sola», opinó.