Autoridades del municipio de Santiago se encuentran analizando la posibilidad de desalojar a más familias de la zona conocida como La Camotera, derivado del incendio forestal registrado en el área de Potrero Redondo.

Hasta el momento, las corporaciones involucradas han controlado el siniestro en un 40 por ciento; sin embargo, no se descarta que más comunidades resulten afectadas.

David de la Peña, edil santiaguense, explicó que podrían evacuar a más personas para evitar riesgos.

Ante el difícil acceso al terreno, un 70 por ciento del combate deberá ser vía aérea, por lo que se espera que se sumen más helicópteros.

En el sitio se encuentran laborando elementos de la Sedena, Guardia Nacional, Protección Civil de Nuevo León, Protección Civil de Santiago y de otros municipios.

Es de destacar que el pasado viernes se evacuaron alrededor de 120 personas, 57 familias, de Potrero Redondo, las cuales fueron trasladadas a un albergue que se habilitó en el Hotel Cola de Caballo.

Sobrevuela Samuel incendio; avanza control al 40%

Para supervisar las labores de combate, el gobernador Samuel García Sepúlveda sobrevoló el incendio forestal que se registra en Potrero Redondo, en la Sierra de Santiago, cuyo control al cierre de la jornada avanzó a un 40 por ciento.

Acompañado de Erick Cavazos, Director de Protección Civil, el mandatario estatal calificó de «catastrófico» el siniestro que inició de una fogata y suma ya mil 200 hectáreas afectadas.

«Estamos de nuevo en la Sierra de Santiago, para tener una revisión del incendio tan catastrófico», mencionó García Sepúlveda.

Asimismo, el mandatario adelantó que pedirán apoyo a estados amigos y a las fuerzas federales.

«Lo que no es posible, es que sigan siendo descuidos humanos, en este caso turistas que prendieron leña, fuego, una noche», puntualizó.

Por ello, aseguró que se interpondrá una denuncia penal contra quien resulte responsable por el incendio ocasionando.

«Al cierre de la jornada, se tiene una afectación de mil 200 hectáreas con un 40 por ciento de control».

«Las comunidades de Potrero Redondo y Camotera, quedaron fuera de peligro con brechas corta fuego que frenaron el avance del incendio«.

Protección Civil adelantó que con la llegada de dos aeronaves más, este martes se reforzará el ataque aéreo. Participan un total de 327 combatientes y seis aeronaves.