Las fallas ante la escasez de agua son las problemáticas principales de municipios metropolitanos de Monterrey, desbancando a la inseguridad, baches y transporte público deficiente

El problema no resuelto del abasto de agua a los habitantes de los municipios del área metropolitana de Monterrey llevó a que las fallas y fugas en el suministro de agua potable se convirtieran en la principal preocupación que aqueja a los ciudadanos de esta zona de Nuevo León; informó MILENIO.

De acuerdo con los resultados de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU), presentada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) en el 2021, la problemática de desabasto se ubicaba como la séptima en la mayoría de los ayuntamientos y en la novena o décima en algunos otros. Situación que para este 2022 la crisis del agua dejó atrás problemas como el de los baches en calles y avenidas, el servicio de transporte público deficiente, las coladeras tapadas por acumulación de desechos, la delincuencia (robos, extorsiones, secuestros, fraudes, etcétera), el alumbrado público insuficiente y las calles y avenidas con embotellamientos frecuentes, entre otros.

Las cifras presentadas por la encuesta dictan que en el segundo trimestre del año en curso el 88.8 por ciento de los habitantes del municipio de Escobedo dijeron que esta falla es lo peor que viven en su comunidad. Mientras que hace un año en este ayuntamiento solo el 31.6 por ciento pensaba que esto era un problema importante, al que colocaban en el sexto sitio, incluso por encima se encontraba el mantenimiento de parques y jardines con 37.8 por ciento de encuestados.

Aparece luego la alcaldía de Monterrey con 86 por ciento de su población que refirió el suministro de agua potable como el mayor problema en la ciudad; seguido de baches en calles y avenidas (73.4 por ciento); y delincuencia (58.6 por ciento).

En Apodaca 82.6 por ciento de los habitantes ubicaron la falla de suministro de agua como la principal problemática a resolver.

En tanto que los ciudadanos de San Nicolás de los Garza, de los cuales hace un año el 30.1 por ciento pensaba en las fallas y fugas como su problema número siete, teniendo como principal los baches; ahora se convirtió el desabasto del líquido en el primero con 79.30 por ciento de la población que piensa de esa manera, dejando detrás a los baches (58.9 por ciento) y los embotellamientos frecuentes (38.1 por ciento).

En el caso de San Pedro Garza García, se pasó de 9.30 por ciento en 2021, a 48.1 por ciento, y del séptimo al primer sitio la problemática para este año.

En Guadalupe y Santa Catarina la ubicaron como segundo lugar en el 2022, al pasar del noveno al segundo puesto en ambos casos.

Por el lado de Guadalupe luego de que en junio del 2021 señalara este problema el 33.3 por ciento y en junio de este año el 77.2 por ciento; y en lo referente a Santa Catarina, al pasar de 22.7 a 57 por ciento.

Durante 2021, el municipio de Monterrey tenía en el top 3 de preocupaciones: baches en calles y avenidas (76.7 por ciento); servicio de transporte público deficiente (63.3 por ciento); y coladeras tapadas (62.5 por ciento).

Mientras que en Apodaca, Guadalupe y Santa Catarina compartían las personas encuestadas el año pasado como problemáticas: los baches en calles y avenidas; servicio de transporte público deficiente; y alumbrado insuficiente, en los primeros tres lugares. 

De tal forma, y de acuerdo a la ENSU del segundo trimestre del 2022, los ciudadanos de estos siete municipios del área metropolitana ven como el más grave problema en su ciudad las fallas y fugas en el suministro; comunicó MILENIO.

Imagen portada: Jorge López | MILENIO