La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) indicó que no promoverá acciones en contra de la iniciativa, para que la Guardia Nacional forme parte de las fuerzas armadas.

De acuerdo con la dependencia que encabeza, Rosario Piedra Ibarra negó que vaya a promover alguna acción de inconstitucionalidad por las reformas aprobadas en el Senado de la República.

En donde se instruye que la Guardia Nacional forme parte de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

La CNDH señaló que dada la situación de violencia que se vive actualmente en el país, es necesario el uso de medidas “no convencionales”.

Sin embargo, precisó que todo debe de ser apegado al respeto a los Derechos Humanos, y para salvaguardar la integridad y paz de los ciudadanos.

Destacó que la violencia puede poner en peligro la seguridad nacional, y esto llevar a la violación de los derechos humanos de todas y todos.

Por lo que, destacó que la intervención de la Sedena en asuntos de seguridad, debe de encontrarse limitado en el tiempo y sujeta a casos de excepcionalidad; lo cual, fue aprobado hace unos días.

La CNDH señaló que es necesario implementar una estrategia nacional de seguridad ciudadana, donde se establezcan las responsabilidades de todas las autoridades.

«La emergencia en materia del combate a la delincuencia organizada y los niveles de violencia que se generan, implica una alta demanda de respuestas por parte de la población, por lo que exigen una actuación ‘inmediata’, eficaz y contundente por parte de las instituciones«.