Uno de los objetivos es que se reconozca el delito el ataque con ácido u otras sustancias en la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia y en el Código Penal.

Con el fin de garantizar la protección a la mujer en todos los espacios, las diputadas de la bancada naranja presentaron un paquete de seis iniciativas para reformar la Ley para la Igualdad entre Hombres y Mujeres, la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia y el Código Penal; informó MILENIO.

En el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, dentro de las propuestas presentadas, en una se busca que se reconozca el delito el ataque con ácido u otras sustancias en la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia y en el Código Penal.

De acuerdo con la iniciativa, se castigaría con siete a trece años de prisión y de doscientas a quinientas cuotas, a quien por sí o por interpósita persona, provoque lesiones por razón de género, mediante el uso de ácido o sustancia corrosiva, cáustica, irritante, tóxica o inflamable.

Aumentándose la pena en dos terceras partes, cuando exista o haya existido entre el agresor y la víctima una relación de parentesco, sentimental, afectiva, laboral o de confianza.

También en Código Penal se plantea añadir diez nuevas causales de feminicidio: cuando el hecho ocurra en relaciones familiares, en el mismo u otro domicilio; en razón de su libertad de creencias o razón de conciencia; en razón del crimen organizado; por impedir el ejercicio de los derechos políticos electorales; por razón de estar embarazada; por motivo de explotación sexual; cuando se dé por conflicto interno o venganza; culposo cuando la víctima se opuso a un conflicto; en razón de ocupar un cargo directivo y se sienta desplazada o amenazada por su legal empoderamiento; y por subordinación o discriminación.

Las legisladoras locales de MC también propusieron una reforma al Código Penal y otra a la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia para la creación de un registro público de personas sentenciadas por violencia contra las mujeres.

“Queremos que se cree un registro de personas sentenciadas por violencia de género, por hostigamiento, violación, violencia política, feminicidio, entre otros, a fin de otorgar efectividad a las normas que buscan sancionar, erradicar y evitar la reincidencia de estas conductas”, señaló Norma Benítez.

Por otra parte, se propuso también reformar la Ley de Igualdad entre Hombres y Mujeres del estado de Nuevo León para considerar como parte de la obligación de creación de estímulos y certificados de igualdad a las empresas que hayan aplicado políticas y prácticas en la materia; señala MILENIO.

“Esto es para definir algunas las bases que deben tener algunas empresas para que obtengan el certificado para la Igualdad entre Hombres y Mujeres”, explicó Iraís Reyes.

Además, la diputada Tabita Ortiz propuso reformar la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia y la Ley de Protección al Parto Humanizado y a la Maternidad Digna del estado de Nuevo León en materia de violencia obstétrica para erradicar la episiotomía de forma rutinaria sin causa médica justificada, sin obtener el consentimiento voluntario, expreso e informado de la mujer, salvo en los casos que previa causa médica justificada sea necesario para salvaguardar la vida de la mujer y del concebido.

“Confiamos en que podamos trabajar en conjunto con otros grupos legislativos para proteger los derechos de las mujeres y que podamos avanzar en proteger en las mujeres, tenemos que ir fortaleciendo nuestro marco legal para así pueda ser”, dijo la diputada Sandra Pámanes.

Imagen portada: MILENIO