El comisionado presidente de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, Jaime Rochín del Rincón, dijo que se solicitará a la Fiscalía General de la República que considere las investigaciones de la hoy desparecida Fiscalía Especial para los Movimientos Sociales y Políticos del Pasado alrededor de la denominada “guerra sucia”.

El Comisionado dijo que en una futura reunión con el fiscal Alejandro Gertz Manero, insistirá en que dichos “procesos de investigación no se cierren” y presentará la posibilidad de que continúen las indagatorias sobre los hechos de violencia política del pasado acontecidos en Guerrero.

Rochín del Rincón dijo que la CEAV mediante expertos en la academia, realiza sus propias investigaciones históricas para fortalecer el acceso a las víctimas a la verdad y a la justicia con respecto a los abusos cometidos de 1969 a principios de 1980 vinculados con la desaparición forzada. El informe final de la Comisión de la Verdad, la represión estatal en Guerrero durante la “Guerra sucia” fue generalizado sobre la población y obedecía a una política estatal donde incluso se contempló el exterminio.

“Con nada se puede pagar el daño que han sufrido estas víctimas, por lo menos se puede tratar de reconstruir el tejido social. También con apoyo económico, pero que este no se entienda como que estamos comprando la falta de Justicia y la falta de verdad. Tiene que ser todo de manera integral”

El Plan de Atención y Reparación a las Víctimas de la Violencia Política del Pasado pretende hacer visible la desaparición forzada, recuperar y reconstruir el tejido social en las comunidades, así como ofrecer disculpas públicas a las víctimas. Busca establecer un Día Nacional para recordar a las víctimas de la “guerra sucia” y resignificar los espacios públicos, el cual podría ser el 10 de junio que coincide con la Reforma constitucional en Materia de Derechos Humanos de 2011 y el ‘Halconazo’ de 1971.

Foto propiedad de: Iván Stephens / Cuartoscuro