El agente ministerial Raúl Reyes Sánchez, fallecido el viernes en el cumplimiento de su deber tras un ataque por parte de hombres armados en el municipio de Juárez, recibió este domingo una guardia de honor en las instalaciones de la Agencia Estatal de Investigaciones.

Después de ser velado en las Capillas Del Carmen, el cortejo salió a la corporación, ubicada en la Avenida Gonzalitos entre las calles Marcelo Garza y Garza y Monte Ajusco, en la Colonia Urdiales, a donde arribó alrededor de las 11:45 horas.

El Fiscal General de Justicia de Nuevo León, Gustavo Adolfo Guerrero Gutiérrez, encabezó la guardia junto con el Director de la Agencia Estatal de Investigaciones, Esteban Cantú Montes, además estuvieron autoridades estatales, compañeros y familiares, quienes despidieron al elemento del Centro de Operaciones Estratégicas.

“Con gran pena despedimos el día de hoy a un hombre valiente, generoso y lleno de amor por su patria, que en la certeza de lograr un futuro ideal para su familia, día con día entregó lo mejor de sí en la difícil profesión de investigar el delito”, expresó el Fiscal General de Nuevo León… Lo honramos en este día como lo honraremos todos los días de nuestra vida, porque quienes estamos presentes compartimos el objetivo de dar tranquilidad a la sociedad de nuestro Estado”, dijo Gustavo Adolfo Guerrero.

Efectivos de la Secretaría de Seguridad Pública y Vialidad de Monterrey, así como de SEDENA, Fuerza Civil, y diversas corporaciones municipales, se hicieron presentes en las instalaciones de la AEI, donde encabezaron varias guardias de honor, para rendir honores al agente que contaba con más de cinco años trabajando en la corporación.

El Director de la Agencia Estatal de Investigaciones, Esteban Cantú, lamentó la muerte del elemento, quien era conocido con el apodo de “Potro” entre sus compañeros.

“Está de más quizá decir en este momento de manera personal y en nombre de la Agencia Estatal de Investigaciones, que haremos hasta lo imposible para dar con los responsables… Vamos a dejar muy claro que la Fiscalía General de Justicia del Estado de Nuevo León y la Agencia Estatal de Investigaciones son instituciones sólidas y unidas, en donde hechos como los ocurridos el día viernes, no se pueden seguir permitiendo, sin embargo, nos conducen a ser más fuertes para actuar en contra de quienes buscan el camino de la violencia y la inseguridad”.

El cortejo fúnebre partió alrededor de las 12:15 horas al panteón Jardines de San Miguel, en el municipio de Guadalupe, en todo momento encabezado por elementos de tránsito de Monterrey.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.