Para Jan Jarab, representante en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH), es positiva la estrategia del Gobierno de Andrés Manuel López Obrador, sobre regularizar a los migrantes.

En este sentido, tras un encuentro privado en la Secretaría de Gobernación con el alto comisionado para las Migraciones de Portugal, Pedro Calado, consideró que el país no puede volver a las acciones de contención o detención de migrantes que se aplicaron en el sexenio pasado.

Jan Jarab alentó al Gobierno federal a que mantenga a mediano y largo plazos el esfuerzo que realizó al inicio de la administración para disminuir la contención de los flujos migratorios y desarrollar una capacidad de regularización e inclusión.

Gobierno de AMLO, con política más acogedora

De acuerdo con La Jornada, en el encuentro estuvo presente Marueen Meyer, investigadora de la Oficina en Washington para Asuntos Latinoamericanos (WOLA, por sus siglas en inglés), quien hizo una comparación de los gobiernos pasados con el actual en el tema migratorio.

Subrayó que, si bien la administración de López Obrador ha adoptado una retórica más acogedora hacia los migrantes en México, hay acontecimientos recientes que sugieren que puede recurrir a las políticas de detención y deportación agresiva que caracterizaron a su predecesor.

Para Jarab, el nuevo gobierno ha manifestado intenciones de construir una política más abierta y enfocada a la regularización, no obstante, enfrenta dos desafíos.

Detectó que uno de esos desafíos es el número de las personas entrantes han superado lo que se esperaba.

Política migratoria de Portugal

Pedro Calado explicó en el encuentro la política migratoria que se aplica en su país desde hace más de 20 años, que está basada en la inclusión, y tal que se otorgan apoyos para la generación de proyectos de emprendimiento entre los migrantes.

Para Ana Sainz, de Sin Fronteras, el contexto migratorio en Portugal no está muy alejado del mexicano, y pidió considerar ese modelo aplicado.

“Vamos por buen camino en el sentido de que la exigencia de la sociedad civil ha sido esa: una política mucho más integral no sólo vista por el control de flujos”.

Marueen Meyer indicó que el Instituto Nacional de Migración dijo en abril que detuvo a 41 mil 940 migrantes desde el comienzo del año, lo que representa una baja 5 por ciento de las 44 mil 62 detenciones durante los primeros cuatro meses de 2018.Foto propiedad de: Isabel Mateos

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.