Abelardo Martínez, representante del Grupo Martínez García, rechazó la compra de camiones por parte del Estado y advirtió que prestarán el servicio sólo en medida de lo posible. Al terminar de la sesión extraordinaria del Consejo Estatal de Transporte y Vialidad, en Palacio de Gobierno, el empresario del gremio reiteró que el transporte se encuentra en la peor crisis de su historia.

Se prevé que en las próximas horas la Asociación de Transporte Público de Pasajeros de Nuevo León fije una postura en torno a la determinación del órgano estatal, y las medidas de austeridad a tomar al respecto.

“Forzarnos a que las empresas quiebren para comprar quebrados, eso no se vale. Es una compra hostil. Por supuesto que no estamos de acuerdo con una compra hostil. Están quebrando las empresas para no dar nada. Es una trampa esto”.

Indicó que incluso hay casos de permisionarios que estaban esperanzados a una decisión real por parte del CETyV, acorde a la situación económica actual, y salieron asustados. El transportista calificó el fallo de partidista e irracional.

Cuestionado sobre si se tiene proyectado suspender el servicio, refirió que no, al menos por el momento.

“No sé (si vamos a suspender). Lo vamos a platicar en el gremio. Es un tema que se sigue pateando, pateando y pateando el bote. Vamos a seguir prestando el servicio, pero hay una realidad, alguien la tienen que entender. Hay 44 gentes aquí de consejeros. No es posible que quieran anteponer una situación política a una realidad económica. No nos dan tarifa desde hace cinco años… ¿Con qué sostenemos el servicio ahorita, mañana y pasado?”

Martínez agregó que al menos tres cuartas partes del Proyecto Integral de Transporte Público presentado por el Gobierno es una copia del servicio en Londres, pero no dicen que la tarifa allá está subsidiada en un 53 por ciento.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.