Por Obed Campos.

Para los que dicen que en Nuevo León se acabó la inseguridad y que vivimos muy en paz y lindezas por ese estilo, les recomiendo que vean el video que circuló ayer en redes sociales, y que refleja un verdadero milagro.

Un comerciante de pollos del municipio de Montemorelos, ubicado al sur de Monterrey a unos 80 kilómetros aproximadamente, evadió el secuestro del que iba a ser víctima.

El atraco ocurrió a plena luz del día, en el mero centro histórico de esa pequeña ciudad (no tiene más de 70 mil habitantes) que en un tiempo fue conocida como la Capital Naranjera de México.

Son las 9:00 a.m., en punto, y el comerciante llega a su local a abrir la cortina de metal que lo protege. Enseguida se estaciona a media calle, parando el tráfico, un auto Mazda color rojo, de reciente modelo, del cual bajan tres sujetos.

Varios empleados del local coinciden en la llegada de su patrón, por lo que son testigos del forcejeo que se da entre el comerciante y los tres tipos que bajaron del auto, parando el tráfico.

Al ver la acción, el conductor de un auto blanco opta por poner reversa y salir por la esquina siguiente.

La calle está cerrada.

El vendedor de pollos patalea y aunque es llevado a rastras logra zafarse de sus captores, quienes optan por escapar en el Mazda el cual habían dejado a mediación de calle con las puertas abiertas.

El auto sería encontrado horas más tarde en el municipio de Allende, a escasos 23 kilómetros de ahí, en calles cercanas a las instalaciones de la Fiscalía de Justicia.

La versión oficial es que aquí no pasa nada.

Que ellos, como en otras partes, “tienen otros datos”, hasta que la realidad los alcance.

Burda defensa

María Teresa Martínez, “Doña Tere”, la suegra no tan incómoda de Jaime Rodríguez Calderón, a quien, aparentemente sin trabajar, le aumentaron el sueldo un 144 por ciento en dos años en Seguridad Pública del Estado de donde logró jubilarse con una jugosa pensión, sigue dando de qué hablar.

Juan Manuel Ramos, director Redes Quinto Poder, Gilberto Marcos de Vertebra y Liliana Flores Benavides, quienes denunciaron a la también excandidata a la alcaldía de Santa Catarina ante la Fiscalía Anticorrupción, se toparon en pared porque les negaron el expediente de la dama, el cual “fue reservado”.

¿Así o más claro de qué lado masca la iguana?

obed@sdpnoticias.com

@obedc

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.