Con precios que van desde los 2 mil y los 3 mil pesos por unidad, usuarios de Facebook venden patines eléctricos de la empresa Grin, la cual apenas ayer martes 30 de julio, anunció que suspenderá sus servicios en la Ciudad de México debido al robo de sus vehículos.

A través de diferentes grupos de compraventa en dicha red social, internautas ofertan los scooters eléctricos de la compañía que denunció las afectaciones, en la mayoría de los casos aclarando que no cuentan con el dispositivo de carga de batería.

Muchos de las unidades que se venden a precios menores en los que se tasan los patines nuevos, se ofertan en alcaldías de la CDMX como Iztapalapa y Venustiano Carranza, así como en municipios del Estado de México como Ecatepec y Nezahualcóyotl.

En algunos casos, se puede apreciar que los scooters que son vendidos en la plataforma fueron modificados con pintura, pues no cuentan con ningún logo que permita identificar la marca, sin embargo en algunos otros se puede observar el nombre de Grin, la compañía afectada.

En un fin de semana, habrían sido robados 130 scooters

En su comunicado, la firma indicó que, si bien los vehículos cuentan con un sistema de rastreo satelital, muchas de las unidades hurtadas no pueden ser ubicadas debido a que el dispositivo que lo permite es retirado por quienes los roban.

De acuerdo con lo informado por Excélsior, la pausa de la empresa dirigida por Santiago Jiménez podría prolongarse por mes y medio, periodo en el que se dimensionará el problema del que se detalló, a penas en un fin de semana de 500 patines nuevos, 130 fueron robados.

En meses pasados, Grin pagó 24.5 millones de pesos por la contraprestación al gobierno de la Ciudad de México, por operar durante un año, con mil 750 patines en 3 alcaldías para brindar servicio a 1.5 millones de usuarios.

Foto propiedad de: Isaac Esquivel / Cuartoscuro