Ante el plan de austeridad que implementó el Gobierno Federal para el próximo año, la Tesorería del Estado informó que para el presupuesto del próximo año para el Gobierno Estatal se contempla un incremento del 1 al 1.5 por ciento.

Carlos Garza Ibarra, titular de la dependencia dijo que el pronóstico que emite es basado en que las transferencias federales, que representan el 80 por ciento de los recursos del estado. El funcionario estatal advirtió que no se tiene registrado algún aumento para el año que viene, pues solamente de harán algunos ajustes con base en el aumento de la inflación.

“No. ¡Bueno fuera! Ayer (lunes) salió una declaración del presidente de la Comisión de Presupuesto del Congreso Federal en donde hablaba de los crecimientos que van a tener las transferencias federales. Hay que recordar que las transferencias federales representan el 80 por ciento de los recursos del estado. Entonces, si las transferencias federales van a crecer en términos nominales un 1 o un 1.5 por ciento, no esperaríamos que hubiera un crecimiento mayor. Estamos hablando de crecimientos, desafortunadamente, no tan significativos. Pero bueno, nosotros, en la parte local, estamos haciendo esfuerzos para tener un poco más de recursos y sobre todo siempre priorizando el gasto”.

Agregó que algunas de las áreas a invertir es el de adicciones, pero no informó cuánto dinero pretenden para ese rubro.

“Los 900 millones de pesos es lo que se recauda en términos anuales de casinos y eso es lo que nos da una idea cuánto se eroga por parte de la sociedad. Si eso pagan en materia de impuestos estatales, más lo federal, más lo municipal, más la operación del negocio, hablamos de una cantidad de miles de millones de pesos que se van ahí, erogados por la sociedad. ¿Qué nos da eso? La idea clara de que hay un reto importante en materia de salud pública. ¿Cómo atenderlo? Yo no soy el experto, es todo un debate”.

El Tesorero también habló de los 200 millones de pesos, que están etiquetados para la verificación, y señaló que lo deberá revisar con los diputados, por orden del Gobernador, para que dicha cantidad sea reasignada para la reparación de los daños de la tormenta Fernand, lo que fue tomado en cuenta por los legisladores.

“El acuerdo con los legisladores es que los 200 millones iban propiamente para verificación vehicular, y si no hay verificación vehicular, estaríamos nosotros como Tesorería cometiendo un error en términos de destinarlos a una partida que no fuera la correcta; los 200 millones están ahí”.

“No hemos redireccionado los recursos de la verificación. La verificación en términos hasta cierto punto de los recursos presupuestales ahí están, si alguien nos manda que tengamos que destinarle para la verificación, con todo gusto”.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.