El padre de Julian Assange, activista y fundador del portal Wikileaks, informó del miedo que tiene que su hijo muera en prisión tras nueve años de persecución por revelar crímenes de guerra de los Estados Unidos.

John Shipton señaló que tras visitar a su hijo en la prisión británica en donde se encuentra detenido, ha aceptado la amarga realidad de que Assange podría morir en prisión.


“No se trata de la amarga decepción de un padre, simplemente, es un hecho”.

John Shipton, padre de Julian Assange

Entre otros documentos secretos, Assange reveló archivos clasificados del ejército de los Estados Unidos, mismos que mostraban los bombardeos del ejército norteamericano en Afganistán e Irak.

En muchos de estos casos, varios civiles e inocentes fallecieron productos de estos ataques realizados incluso en operaciones a control remoto.

Pese a que Assange simplemente publicó los documentos, podría enfrentar un proceso para ser extraditado del Reino Unido y enfrentar cargos por “espionaje”, mismos que podrían significarle hasta 175 años de prisión.

El activista de 48 años de edad actualmente se encuentra en una cárcel británica de máxima seguridad, tras ser extraído por la fuerza de la embajada ecuatoriana en Londres, lugar en donde se encontraba refugiado desde 2012.

Una investigación de un experto independiente de las Naciones Unidas encontró que la vida de Assange se encuentra “en riesgo” ante el brutal trato que recibe en prisión.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.