Los niños, niñas y adolescentes en España de menos de 14 años pueden salir a pasear a partir de hoy, como primera acción para atenuar las estrictas medidas de confinamiento que experimenta la nación ante los contagios de COVID-19.

En su salida deben de estar acompañados de sus padres o algún adulto, no podrán alejarse más de un kilómetro de sus hogares ni estar fuera de casa más de una hora, informó el Boletín Oficial del Estado.

Aunque podrán usar sus juguetes se solicitó a sus padres que cuiden que los menores no toquen algunas áreas urbanas, como pasamanos o bancas y que al volver a casa se cambien de ropa y se preste especial atención a la desinfección de sus juguetes.

Aseguraron que el uso de cubrebocas y guantes no es obligatorio, pues puede resultar incómodo y contraproducente que los empleen, en algunos casos, ya que la incomodidad de llevar algo en la cara los podría orillar a que se toquen constantemente.

La publicación la tarde del sábado de las medidas de desconfinamiento para menores aclaró el debate que las mantenía en duda, pues algunas autoridades aseguraban que los niños y niñas sólo podrían salir con sus padres a realizar compras, acudir al banco o cualquiera de estas acciones indispensables.

Por su parte los adultos podrán volver a las calles a hacer ejercicio a partir del 2 de mayo, si los contagios continúan descendiendo, lo que ha dividido a la población que en parte considera que es muy pronto para realizar estos cambios.

Las autoridades se mantienen atentas, el Ministerio de Sanidad ha solicitado hoy a las autonomías que permanezcan con las Unidades de Cuidados Intensivos preparadas por si existen nuevos casos tras la relajación de medidas, indican las Recomendaciones Sanitarias para la Estrategia de Transición.

Además se planea una mejora en las estrategias de tratamiento, como el refuerzo de las unidades de atención primaria y nuevas medidas para la normalidad, que procurarán la distancia y el uso de cubrebocas en la comunidad, mientras que para el gobierno implicará nuevas inversiones y estrategias de monitoreo.

España registró este domingo el número más bajo de decesos por COVID-19 en 24 horas y también la cifra más baja en contagios desde el 18 de marzo, al inicio de la escalada de casos.

Fernando Simón, director de Emergencias Sanitarias, llamó a la prudencia, pues estas cifras podrían corresponder al “efecto fin de semana” por el cual se registran menos decesos y menos casos nuevos.

Hasta el momento el país tiene un total de 207 mil 634 contagios acumulados, 23 mil 190 fallecimientos y más de 98 mil recuperados de la enfermedad, tras ser una de las naciones con consecuencias más funestas en el continente.