Luego que la afluencia en el transporte público se incrementara con el inicio de la reactivación económica, el gobierno del Estado indicó que seguirán implementando las medidas de prevención contra la trasmisibilidad del Covid-19.

Autoridades de salud refirieron que el uso de cubrebocas y gel antibacterial es obligatorio, en tanto que las unidades son sanitizadas al termino que cada recorrido.

De manera adicional, se ha privilegiado el pago con tarjeta Feria, evitando el intercambio de dinero en efectivo.

“Las medidas en el transporte siguen aplicándose, no ha cambiado, tiene que ser el uso de cubrebocas obligatorio para abordar el transporter, al igual que usar el gel antibacterial”.

“Sabemos que a veces no es posible aplicar la distancia, pero si traemos el cubrebocas vamos a disminuir de una manera muy importante el contagio, esto es una medida primordial. También se están sanitizando las unidades al final de cada recorrido”, manifestó Amalia Becerra Aquino, subdirectora del Hospital Metropolitano.

Siguen las aglomeraciones en camiones

En el tercer día de la “nueva realidad”, las aglomeraciones y las personas de pie en el transporte público, sigue siendo el común denominador.

Durante las “horas pico” del día de ayer, de nueva cuenta se pudo observar una gran cantidad de rutas “casi a reventar” y por ende a muchas personas que ignoran las recomendaciones de salud con tal de alcanzar a llegar a sus destinos de trabajo.

Rutas como la 400, 68, 138, 38, 155, 107 y 226, son algunas de las que están ignorando las indicaciones del gobierno del estado de no llevar gente de pie y de no permitirles el abordaje si no portan cubrebocas.

Los usuarios aseguran que es imposible que el camión no permita personas de pie, ya que en algunos casos las unidades tardan más de una hora en pasar.

“Esta es nuestra realidad, esperamos más de una hora para abordar un camión, y aunque venga lleno tenemos que subirnos, luego con que comemos, si llegamos tarde nos quitan premios o nos rebajan el sueldo”, manifestaron los usuarios.

Asimismo, los usuarios aseguraron que tienen miedo a contraer el COVID-19, pero que no les queda otra opción ya que es los camiones son el único medio de transporte que se les facilita.

Mientras tanto, en los parabuses la situación no es indistinta, ya que las largas filas también se hacen presente y la “sana distancia” vuelve a brillar por su ausencia.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.