El Arzobispo de MonterreyRogelio Cabrera López,  dio a conocer que la Arquidiócesis podría brindar ayudar a todas aquellas personas que se vieron afectados por el paso del a tormenta “Hanna” por el Estado. 

Cabrera López, mencionó que aunque son las autoridades quienes deben ayudar primero, hizo un llamado a la comunidad católica a que apoye a los damnificados con lo que ellos puedan.

“Hay quienes perdieron la estufa, el refrigerador, su vivienda o las vialidades que están en franca descomposición, esperamos la solidaridad de las autoridades, pero también de nuestros hermanos”, mencionó Cabrera López. 

“La Iglesia de Monterrey está comprometida a quienes han sufrido las inundaciones de Hanna“, puntualizó.

Por último, aseguró que estarán al pendiente de las necesidades de la población para ver la forma en la que se va a apoyar.

Como se recuerda en varios municipios hay muchos damnificados.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.