El comandante de la Guardia Nacional (GN), Luis Rodríguez Bucio, expresó sus condolencias por la muerte de Jessica Silva Zamarripa, acontecimiento que  calificó como un “lamentable accidente” por un supuesto enfrentamiento con civiles en La Boquilla, Chihuahua. 

En la conferencia mañanera del presidente AMLO, el comandante expuso la versión recopilada hasta ahora de lo ocurrido posterior a una protesta en contra del cumplimento de un acuerdo para la entrega de agua a Estados Unidos (EU). 

De acuerdo con Rodríguez Bucio, los elementos de la GN se retiraron del principal foco de conflicto luego de detener a sujetos que amenazaron con lanzarles granadas. En su ruta de salida, un convoy de camionetas de manifestantes comenzó a perseguirlos, presuntamente con el objetivo de liberar a los detenidos. 

En algún punto de la persecución, los agentes escucharon balazos, aunque no identificaron de forma precisa el origen, y uno de ellos abrió fuego en contra de los civiles. 

Una de los disparos alcanzó a Jessica Silva Zamarripa, quien perdió la vida en el lugar, en tanto que su acompañante resultó gravemente herido. El titular de la GN expuso las investigaciones sobre el caso son conducidas por la Fiscalía General del Estado (FGE) de Chihuahua y se respetarán todos los protocolos correspondientes.”Fue que le pega a las dos personas, fue de alguna manera un lamentable accidente. Se están llevando a cabo todas las investigaciones para saber más de las condiciones en las que se dieron el evento”