Un nuevo proyecto para el diseño de un super cohete nuclear de uso militar ha comenzado. Esta nueva nave operará en el espacio en misiones entre la Tierra y la Luna y posiblemente mas allá del satélite natural.

Estados Unidos y la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de Defensa (DARPA), ha otorgado el proyecto a Gryphon Technologies, una empresa especializada en ingeniería digital, cibernética, soluciones de la nube, análisis predictivo, solución y servicio técnico para la seguridad nacional

El trabajo que realizará Gryphon Technologies será sobre el programa DRACO (Demonstration Rocket for Agile Cislunar Operations) con un presupuesto de 14 millones de dólares, poco mas de 306 millones 782 mil pesos.

Gryphon será el encargado del desarrollo y demostración del sistema de propulsión térmica nuclear (NTP) de uranio poco enriquecido (HALEU) de alto análisis para Estados Unidos, según como lo explican en su comunicado.“Un sistema NTP demostrado con éxito proporcionará un salto adelante en la capacidad de propulsión espacial permitiendo un tránsito ágil y rápido a grandes distancias en comparación con los enfoques de propulsión actuales”Gryphon Technologies

El sistema de NTP de Gryphon que empleará en el super cohete militar, usa un sistema de fisiones para calentar los propulsores a temperaturas extremas. Luego el gas es expulsado a través de las boquillas generando el empuje necesario; esta nueva tecnología tiene una relación empuje-peso 10 mil veces mayor que los sistemas eléctricos normales.

Por otra parte, Jim Bridenstine quien es el administrador de la Administración Nacional de Aeronáutica y el Espacio (NASA por sus siglas en inglés) aseguró que esta alianza y la formación del nuevo cohetemilitar para sus operaciones en la Luna y el espacio Cislunar, es un nuevo paradigma para lo que intenta lograr la NASA.“Eso nos da realmente la oportunidad de proteger la vida cuando hablamos de la dosis de radiación cuando viajamos entre la Tierra y Marte”Jim Bridenstine