Las imágenes de un buque petrolero operado por la estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa) llamado Nabarima, el cual contiene alrededor de un 1.3 millones de barriles de petróleo, se hunde cada vez más preocupando a los ambientalistas sobre el posible derrame de crudo en el Golfo de Paria y el todo en el mar Caribe.

El buque venezolano se mantiene inclinado hacia un lado ha desatado llamados y preocupaciones por parte de todas las naciones del mundo para evitar este derrame y un posible desastre ecológico de proporciones históricas.

En Nabarima, tras dos años de descuido se encuentra en un estado deplorable y oxidado, lo cual ha favorecido a esta inclinación por lo que, de no repararse de inmediato podría desencadenar en una contaminación sin precedentes en las costas venezolanas y a lo largo y ancho del Caribe ante el posible derrame de petróleo.

La inacción del gobierno Venezolano preocupa a ambientalistas y gobiernos internacionales

No obstante, lo que parece agravar más la situación y preocupa a grupos ambientalistas y gobiernos internacionales sobre este buque petrolero, han sido las nulas acciones por parte del presidente Nicolás Maduro, el cual no ha emitido ninguna declaración sobre las acciones a tomar y solo se han enviado barcos a inspeccionar el área.

Pese a que la situación del buque Nabarima no es nueva, las imágenes más recientes que se han difundido a través de los medios internacionales e Internet, han encendido las alarmas pues muestran cómo este navío petrolero se sumerge cada vez más.

Aunque se han anunciado los planes por parte de la Pdvsa de descargar los barriles de crudo hacia otro barco llamado Ícaro, la oposición del gobierno venezolano como trabajadores venezolanos de petróleos, entre ellos Eudis Girot, ha emitido varios comunicados en donde exigen se tomen cartas en el asunto.

Esto luego de que se hicieran públicas otro grupo de fotografías del Nabarima en donde puede apreciarse que el cuarto de máquinas del buque petrolero venezolano está completamente inundado.“Invito al presidente de la República a que se monte en un helicóptero, que vaya hasta el Nabarima y haga él mismo una inspección”Eudis Girot

Esto luego de que el embajador venezolano en Trinidad y Tobago afirmó que estas imágenes fueron tomadas hace mas de un mes y solo eran propaganda en contra del gobierno pues ya se habían tomado acciones pertinentes y ahora el navío Nabarima se encontraba “estabilizado”.