La llegada de Andrés Manuel López Obrador y su partido Morena al poder en México, ha causado interés en los movimientos de izquierda del mundo.

El pasado 1 de diciembre se cumplieron dos años en que por primera vez en la época reciente en México, un gobierno progresista llega a la Presidencia.

Durante más de tres décadas el país estuvo gobernada por grupos neoliberales y los llamados tecnócratas.

Es por ello que distintos líderes, dentro y fuera del continente, han felicitado al mandatario mexicano por sus dos años en el poder.

Entre ellos, el expresidente español, José Luis Zapatero; el expresidente de Uruguay, José Mujica; el de Ecuador, Rafael Correa. Así como el líder opositor de Colombia, Gustavo Petro; el francés, Jean-Luc Mélenchon; el cofundador del partido Podemos, Juan Carlos Monedero, entre muchos otros.

Dichos líderes estuvieron en el foro virtual “Los retos del postneoliberalismo”, organizado por Morena.

Todos los presentes concluyeron que el triunfo de Morena en 2018 es ejemplo de que se pueden abrir oportunidades para toda Latinoamérica.

Pedro Sánchez comparó la llegada de Morena al poder en México, con la presencia de Podemos en el poder Ejecutivo español.

Aunque a principios del siglo XXI Hugo Chávez abrió una ola de movimientos progresistas en Latinoamérica, su muerte vino acompañada con la caída de muchos de estos gobiernos.

“El progresismo en América Latina ha logrado algunas cosas en el reparto, pero no ha cambiado lo esencial”, señaló Mujica.

Es así que la llegada de un gobierno como el de AMLO en una de las potencias más importantes de la región, abre nuevas esperanzas para los gobiernos de América y del mundo, para la consolidación de una nueva ola democrática.

López Obrador no se sometió a los designios del imperialismo, actuó con respeto a la soberanía nacional.

En su toma de posesión lo mismo estuvo Ivanka Trump, que el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro; el de Bolivia, Evo Morales, o el cubano, Miguel Díaz Canel.