Luego de varios días de retraso por restricciones de ingreso de China, un grupo de científicos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) llegaron a la ciudad de Wuhan, para estudiar el origen del coronavirus en China.

El objetivo del equipo de científicos de la OMS es explicar los orígenes del coronavirus. Dicho equipo está integrado por científicos de diferentes nacionalidades que llegaron en un vuelo proveniente de Singapur.

De acuerdo con la OMS, para conocer el origen de esta crisis sanitaria y poder emplear medidas preventivas en el futuro, trece miembros del equipo fueron recibidos en suelo chino por personal que portaba trajes especiales de protección.

Los científicos tuvieron que someterse a una prueba de detección contra el coronavirus y se les instruyó permanecer dos semanas en aislamiento antes de poder salir a la calle para iniciar sus labores.

Por su parte, Fabian Leendertz del Instituto Robert Koch en Alemania e integrante del grupo de expertos de la OMS expresó que su objetivo es explorar “todas las pistas” pero que no buscará culpables.”Se trata de comprender lo que ocurrió para reducir los riesgos en el futuro. Pero no hay que esperar que el equipo regrese con resultados concluyentes en esta primera visita”Fabian Leendertz. Miembro deInstituto Robert Koch

Dos científicos de la OMS retenidos en Singapur

Dos miembros del equipo de científicos de la OMS quedaron retenidos en Singapur, debido a que dieron positivo a una prueba de anticuerpos IgM del coronavirus antes de embarcar hacia China y tienen que someterse a una serie de exámenes.

Los dos científicos detenidos en Singapur serán evaluados nuevamente, pues con anterioridad habían dado negativo en pruebas de coronavirus en múltiples ocasiones, dijo la OMS.

Entre las restricciones de entrada para visitantes en China impuestas a partir de noviembre de 2020 están que deben presentar una prueba con resultados negativos de anticuerpos IgM y una prueba de PCR antes de que se les permita ingresar.

La misión tiene una duración prevista de entre cinco y seis semanas.