La inocencia de los niños ante los problemas de adultos no deja de sorprendernos; un ejemplo de ello es el caso de Abigail, una niña de 10 años que regaló todos sus ahorros a sus padres para que compraran una nueva casa y “lo que hiciera falta”.

“No regresen el dinero. Es suyo ahora. Los amo”, escribió Abigail

De acuerdo con la historia de Bec Touzel, la madre la de la niña, en un grupo de Facebook, la familia necesitaba encontrar una casa pronto al inicio de la pandemia por coronavirus en Australia. Tras muchos fracasos en la búsqueda de casa por los altos precios, Bec y su esposo estaban apunto de rendirse.”Vimos que se hacían muchas ofertas por encima del precio de venta, porque la gente estaba desesperada. […] Se podía ver una casa anunciada por 313 mil dólares, pero luego se vendía hasta en 336 mil dólares.”
Bec Touzel

Al ver la preocupación de sus padres, Abigail, con apenas 10 años de edad, decidió escribir una carta ofreciendo sus ahorros de 243 pesospara que la familia consiguiera comprar la casa.“Queridos mamá y papá. Este es su dinero ahora, para la casa y otras cosas que necesiten. No lo regresen, es suyo ahora. Los amo.”Carta de Abigail

Los padres se conmovieron tanto, que enviaron una fotografía de la carta y las monedas al vendedor de la casa que querían comprar. Se llevaron una gran sorpresa cuando los dueños decidieron aceptar una nueva oferta de la familia Touzel y se convencieron de venderles la casa. 

Ahora, la familia vive feliz y tranquila en su nueva casa en la ciudad de Wagga Wagga, Australia.”Fueron muy generosos, es realmente alucinante en el mundo actual donde el dinero es lo que manda.”Bec Touzel