Las autoridades de Salud en la entidad advirtieron que se encuentran muy preocupadas porque se avecina ya la Semana Santa y esto pudiera desatar un nuevo rebrote del Covid-19 en Nuevo León. Manuel de la O Cavazos, secretario de Salud, no descartó el cierre de algunos lugares turísticos.

El funcionario dijo que están conscientes de la situación económica, el cual no es deseo de las autoridades que esta se deteriore más. Dijo que durante las mesas de trabajo planteara esta situación al Consejo de Seguridad en Salud para ver qué estrategias van seguir.

Adelantó que las medidas que tomarán serán sólo con el objetivo de prevenir los contagios en la entidad durante el periodo vacacional.

“Viene Semana Santa, y es vacación, y ¡vámonos!, y se puede salir de control. Todo el personal de Salud estamos preocupados. Podemos tener un rebrote y tenemos que cerrar algunos lugares.”

De la O Cavazos dijo que hasta el momento no cuentan con algún plan, por lo cual se tienen que sentar a trabajar en eso.

“En cuanto al plan para esa semana, aún no existe en Nuevo León uno exacto. Hay que incluir, además de la prevención de accidentes viales, ahora de enfermedades y de intoxicaciones.”

“No tenemos todavía el plan diseñado, lo vamos a trabajar para hacer algunas recomendaciones y a lo mejor vamos a cerrar algunos lugares turísticos. Lo voy a poner en la mesa en el Consejo de Seguridad en Salud.”

Por otra parte, el funcionario estatal mencionó que ya hicieron la petición de poder usar 6 vacunas de cada frasco enviado por el laboratorio Pfizer y no sólo las cinco que se aplican actualmente. El secretario de Salud dijo que tiene que aprovechar el total del biológico que viene en cada “frasquito”.

Mientras que, expresó, el caso de la clínica Spine Clinic sigue abierto, y como la investigación está bajo el seguimiento de la Fiscalía General de la República, será hasta que concluya la misma que pueda hacer del conocimiento de la población, entre otras cosas, qué fue lo que le vacunaron a quienes fueron inoculados en ese lugar.