El futbolista argentino del equipo de fútbol Monterrey, Rogelio Funes Mori fue asaltado de la noche del domingo junto con su familia, en su domicilio ubicado en Residencial y Club de Golf La Herradura, al sur de Monterrey.  Aproximadamente a las 20:30 horas se registraron los hechos, sin que resultara lesionado el jugador ni sus familiares. Elementos de Fuerza Civil y de la Agencia Estatal de Investigaciones acudieron al lugar de los hechos para tomar conocimiento e iniciar las indagatorias.

El argentino se encontraba en compañía de su esposa en el área del comedor de su domicilio. En ese momento ingresaron cuatro sujetos por la parte de enfrente y trasera de la casa. Los asaltantes traían armas cortas tipo revólver en color negro y vestían con ropa en color negro con pasamontañas. Dos se quedaron con la familia en la sala comedor y los otros subieron al segundo nivel de la residencia.

Las dos personas que se quedaron con la familia los sometieron despojándolos de un reloj de mano Marca Rolex, dos pares de aretes de diamantes uno tipo argolla y un brazalete de diamantes, se estableció en las indagatorias.

Rogelio Funes Mori fue amenazado por uno de los delincuentes y lo llevó al segundo piso, donde lo obligó a abrir la caja fuerte, llevándose de la misma relojes de Rolex, de Marca Hubolt, y otros, así como joyas de la Marca Cartier, brazaletes y cadenas.

En las investigaciones se estableció que los presuntos al parecer ya habían trabajado en el sector, ya que pudieron acceder sin dificultad cuando es necesario una clave para el ingreso. La policía además revisa las cámaras de seguridad en el sector y áreas cercanas.

Después del asalto, se registró un enfrentamiento entre un grupo de sujetos que se cree que serían los del asalto al futbolista. Los hechos fueron alrededor de las 21:00 horas, en calle Tokio y Hamburgo, en la colonia Altavista. En el lugar quedó un hombre sin vida de entre 35 a 40 años de edad, los otros tres se dieron a la fuga.