Por Francisco Tijerina Elguezabal.

“Existen tres clases de inteligencia: la inteligencia humana,

la inteligencia animal y la inteligencia militar”

Aldous Huxley

Con mucha frecuencia te topas con candidatos que creen saber cómo ganar una elección, pero a las primeras de cambio te das cuenta de que no tienen claro ni cómo organizar la cena para su equipo de campaña.

Y montados en la ola de la modernidad o de plano influenciados por algún vivales que les dice que todo está en las redes sociales, se olvidan de todo y quieren desde ahí lograr los votos que requieren para el triunfo.

Cuando les cuestionas su estrategia te dicen que todo el mundo tiene un teléfono celular, una tableta o una computadora, y tienen razón, sin embargo, el problema estriba en el uso que esos votantes le dan a sus equipos que no es para buscar noticias de los candidatos, sino para divertirse y pasar el rato.

No he visto hasta este momento una encuesta que diga que las personas se informan a través de las redes sociales. Muchos acudimos a las versiones online de medios y a los portales de noticias, pero reitero, no en las redes sociales. En las encuestas los entrevistados siguen diciendo que se informan básicamente en la televisión, luego en la prensa escrita y casi en la misma proporción en la radio.

Tomemos un caso como ejemplo: por la alcaldía de Apodaca compite por el PAN Marlene Benvenutti, una mujer seria, inteligente y capaz, con buenos sentimientos y excelentes ideas, pero que, por alguna causa, vaya usted a saber por qué, se ha dedicado durante el primer mes de su campaña a caminar colonias enteras, tomarse fotos y hacer transmisiones en vivo por su Facebook, sin que ningún medio tradicional de comunicación publique sus actividades.

Mientras tanto sus contendientes le llevan ventaja en esa área, porque el alcalde César Garza que busca la reelección aparece en prensa, radio y televisión y tiene un mucho más eficiente manejo de redes sociales que la blanquiazul. Otro como Benito Caballero, ex alcalde, también se ocupan en promover sus acciones mediante boletines informativos diarios.

Cuestión de esperar unos días y Marlene podrá comprobar en la encuesta de El Norte que su campaña no despega y todo por no darle a la comunicación el lugar que debe tener.

Y es una pena, porque me consta y sé que ella ha luchado durante años persiguiendo el sueño de llegar a la alcaldía y cuando le han dado la oportunidad la está dejando pasar irremediablemente y todo por apostar a las redes sociales.

ftijerin@rtvnews.com