El Gobierno del Estado junto con los rectores de diferentes universidades sostendrán una reunión de trabajo la próxima semana para evaluar la fecha para el regreso a clases en el nivel medio y nivel superior.

Manuel de la O Cavazos, secretario de Salud en la entidad explicó este jueves que hasta el momento seguirán cerradas las clases presenciales, pero la reunión será para afinar los protocolos con las universidades.

El funcionario estatal dijo que el encuentro involucrará al gobernador del estado, Jaime Rodríguez Calderón, y la secretaria de Educación estatal María de los Ángeles Errisúriz Alarcón.

“Hemos tenido reuniones con los rectores de las diferentes universidades y la próxima semana tendremos una reunión con la Secretaría de Educación, los rectores y nuestro Gobernador, Jaime Rodríguez. La reunión que sostendremos sería para valorar un regreso a clases a nivel medio superior y superior. En nivel básico estamos viendo cuáles son las mejores condiciones, una vez que los maestros tengan las 4 semanas de anticuerpos, de protección.”

El encargado de la salud de todos los neoloneses, dijo que actualmente todas las universidades ya cuentan con protocolos sanitarios para el regreso a clases, pero también buscan que sea lo más seguro posible.

“Cada rector de todas las universidades de Nuevo León, ya tienen muy bien establecidos todos los protocolos, he platicado con todos y felicidades y gracias por la ayuda, porque sé que están muy al pendiente de los alumnos y de los profesores. Ellos al igual que un servidor quieren un regreso seguro, un regreso híbrido, no sólo presencial sino también a distancia, los protocolos son buenos y están por arriba de los estándares internacionales y es algo muy favorable.”

Manuel de la O Cavazos dijo que, en relación al regreso a clases del nivel básico, es decir, para preescolar, primaria y secundaria, aún se están esperando las mejores condiciones.

Para el regreso a las clases presenciales, el magisterio de Nuevo León solicitó primero que nada que el semáforo epidemiológico esté en verde, que todos los trabajadores de la educación estén vacunados, y que los planteles educativos estén en buenas condiciones debido a que tienen ya más de un año abandonados a consecuencia de la pandemia.