Al parecer fue un corto circuito lo que ocasionó el siniestro, debido a la falta de mantenimiento del sistema eléctrico.

Un incendio en el interior de una vecindad ubicada en la Colonia Ladrillera dejó un saldo de tres personas con síntomas de intoxicación y cuatro más que fueron evacuadas.

Al parecer fue un corto circuito lo que ocasionó el siniestro, debido a la falta de mantenimiento del sistema eléctrico.

Protección Civil de Monterrey, informó que el incendio se registró a las 07:00 horas de ayer jueves, en una vecindad ubicada en la Avenida Revolución y calle Berel, en la Colonia Ladrillera ubicada al sur de Monterrey.

Entre las afectadas se encuentran dos jovencitas, Alejandra Mena Montiel, de 16 años, su hermana Daniela, de 17, y la mamá de ambas, que no fue identificada en ese momento.

Mientras que las personas intoxicadas, son dos de la tercera edad y un joven, que tampoco se proporcionó sus generales en ese momento.

Los afectados mencionaron que en ese momento estaban en uno de los cuartos, el cual se ubica al fondo del complejo habitacional.

Mientras que el incendio se produjo en otra habitación, que en ese momento estaba sola pues sus moradores habían salido a trabajar.

Al iniciar el incendio, los vecinos que estaban al fondo ya no pudieron salir ante el riesgo de sufrir quemaduras.

Minutos después comenzaron a sentirse mal al ser cubiertos por una nueve de humo tóxico.

Afortunadamente los vecinos llamaron a las autoridades, quienes enviaron el equipo de respuesta inmediata.

Paramédicos de la Cruz Roja atendieron a las tres personas que resultaron con síntomas de intoxicación, mientras que personal de Protección Civil de Monterrey y Bomberos de Nuevo León trabajaron para controlar el incendio.

El humo acumulado en la vecindad, obligó a los apagafuegos a utilizar el equipo de respiración autónomo y sacar a las tres personas del fondo del pasillo, donde se habían resguardado con sus vecinos.

Los bomberos colocaron un ventilador para retirar el humo y luego colocaron mascarillas con oxígeno a los pacientes.

En menos de 25 minutos los brigadistas lograron controlar el siniestro en su totalidad