Hace 17 años, Óscar Salazar le dio a México una medalla de plata en el taekwondo de los Juegos Olímpicos Atenas 2004. Ahora, le ha dado un par a Egipto… Como entrenador.

El medallista olímpico mexicano es el actual entrenador de la selección egipcia de Taekwondo, y su mano se ha notado de inmediato. Los taekwondoínes africanos que entrena ya ganaron un par de preseas de bronce en Tokio 2020.

La primera fue para Hedaya Malak, en la categoría femenil de menos de 67 kilogramos. La otra fue obtenida por Seif Eissa, en la división varonil de menos de 80 kilogramos.

Pese a ser una leyenda del deporte mexicano, Salazar se fue a Egipto porque no está de acuerdo con la manera en la que trabaja la Federación Mexicana de Taekwondo.