Tras ser designado como el nuevo Presidente del Colegio de Notarios de Nuevo León, Gustavo González Fuentes, buscará como uno de sus principales proyectos la creación del Centro de Mediación, sitio donde la gente podrá dirimir sus conflictos ante una notaria.

«Hay varios proyectos como todo Colegio, uno de los principales es que queremos colaborar con la sociedad a fin de hacer un Centro de Mediación. Ya hablamos con el Tribunal Superior de Justicia, donde queremos que el Colegio de Notarios sea un centro de mediación, donde la gente pueda dirimir sus conflictos y sus posiciones», mencionó González Fuentes.

Para lograr dicho objetivo, comenzarán una serie de capacitaciones, además de llevar los procesos de los estudios adecuados y darse de alta como mediadores certificados y especializados.

Los proyectos

Otros de los proyectos, será la implementación de cursos y diplomados de la mano dela Universidad Autónoma de Nuevo León y otras dependencias, con el objetivo de construir puentes para que la sociedad pueda ser meramente atendida en el Colegio de Notarios.

«Estamos hablando tentativamente de tres diplomados con la Autónoma de Nuevo León, donde concluidos los tres diplomados puedan obtener una maestría», dijo.

«El notariado que se encuentre bien preparado, es un notariado que va dar el mejor servicio a la sociedad, nosotros nos debemos a la sociedad y a seguridad jurídica», puntualizó.

Buscarán cercanía con la gente; agilizarán procesos y trámites

La cercanía con la gente será otro de los puntos centrales de la nueva administración del Colegio de Notarios de Nuevo León, por lo que se comprometió a llevar jornadas de trabajo para apoyo a la personas que se encuentren en procesos de testamentos o regularización de propiedades.

Cabe mencionar que actualmente el Colegio de Notarios de Nuevo León está integrado por 148 notarios titulares y 87 notarios suplentes.

Tras el rezago de expedientes que se registró debido a la pandemia del Covid-19, el también titular de la Notaría número 22, señaló que la mayoría de los expedientes ya fueron liberados.

«Hoy se ampliaron los procesos, ya al final de la administración pasada los registros públicos ampliaron su personal para trabajar y empezaron a fluir los documentos», aseveró.

Por último, reiteró su compromiso de tener un Notariado cercano a la sociedad, llevando los servicios a los lugares menos protegidos económicamente, además de agilizar los procesos y trámites.