El Congreso de la Ciudad de México aprobó un dictamen que prohíbe el uso de plásticos e impide la comercialización y entrega de productos de un sólo uso, como bolsas de supermercados, cubiertos, globos, cápsulas de café y hasta aplicadores de tampones.

En la sesión ordinaria y con 51 votos a favor, cero en contra y una abstención, se aprobó el dictamen presentado por la Comisión de Preservación del Medio Ambiente, Cambio Climático y Protección Ecológica y Animal. En el documento se establece que, a partir de 2020, los fabricantes y las industrias reemplazarán los artículos de plástico de un sólo uso por productos biodegradables, con las bolsas como primer objetivo, seguido de los platos, vasos, cubiertos y otros objetos con microplásticos añadidos, como los popotes, cápsulas de café y mezcladores.

El dictamen será remitido a la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, para su promulgación y publicación en la Gaceta Oficial de la ciudad. En su intervención, la vicecoordinadora del Partido Verde Ecologista de México, Alessandra Rojo de la Vega, destacó la reforma de diversas disposiciones de la Ley de Residuos Sólidos e indicó que las autoridades acompañarán a los responsables de la industria en la transición a productos biodegradables o compostables.

“Se establecen tiempos para que la industria de plástico tome las medidas y acciones pertinentes para una transición progresiva y no lo hará sola, ya que las autoridades deberán brindarle toda la asesoría tecnológica que requieran para que desarrollen alternativas siempre compostables”.

Al respecto, el diputado priista Armando Tonatiuh González Case calificó al dictamen como una “excelente medida” para bajar de manera progresiva el consumo de artículos que dañan el ambiente, mientras que el diputado de Morena Efraín Morales, dijo que la decisión forma parte de una serie de acciones de cara al posible incremento de temperatura en la Tierra de dos grados para 2040.

Para la diputada panista Gabriela Salido Magos, la medida es una solución para 10 años, ya que la demanda de los productos naturales también podría tener consecuencias, por lo que invitó a los legisladores a continuar los debates para lograr acuerdos que no sean paliativos.

Quienes ignoren la nueva legislación podrían hacerse acreedores a multas de 40 mil a 161 mil pesos.

Con información de El Universal y Notimex

Foto propiedad de: Rogelio Morales/Cuartoscuro

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.