Porque aún no se garantiza la prestación de un servicio de transporte público de calidad, Únete Pueblo seguirá con su lucha en las calles.

Previo a pegarle a una piñata de la figura del gobernador Jaime Rodríguez Calderón a bordo de un camión urbano; Rocío Montalvo Adame, representante de la agrupación, calificó de inaceptable el proyecto del Estado respecto a absorber las diferentes rutas.

Si bien el incremento en las tarifas fue detenido por el Consejo Estatal de Transporte y Vialidad, la situación deplorable en la que operan las unidades, dijo, se mantendrá como hasta ahora, si no es que peor.

“No vemos factible la propuesta del gobierno del Estado porque no está sustentada. El problema es qué vamos a hacer ya. Ahorita no hubo aumento, pero el problema está. Necesitamos soluciones, y esa solución no la tiene que pagar necesariamente el usuario. Vamos a continuar, vamos a continuar en el sentido de que ahora necesitamos garantías de un servicio de calidad, eficiente y seguro”.

Montalvo Adame recordó que uno de los planteamientos por parte de Únete Pueblo, el cual ya fue presentada ante el CETyV, es que los cerca de 1 mil 200 camiones viejos que operan actualmente, reduzcan su tarifa. Indicó que, por los últimos años, las rutas de la CROC, que se ven imposibilitadas de renovar su flotilla, cobran 10 pesos.

“Propusimos que se pague una tarifa menor (en unidades viejas). Los camiones de la CROC han subsistido con una tarifa de 10 pesos, si ellos no pueden invertir en más, pues que se les disminuyan las tarifas”.

Según los últimos datos proporcionados a la organización, a la fecha se tiene el registro de 5 mil 429 unidades; de las cuales, a decir de la Agencia Estatal de Transporte y Vialidad, solo 4 mil 702 están en operación.

Fotografía propiedad de: Facebook/ Únete Pueblo

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.