El virtual gobernador electo del estado de Puebla, Miguel Barbosa Huerta, afirmó este lunes que las máximas prioridades de su gobierno serán recobrar la tranquilidad de las familias y trabajar por la reconciliación de la sociedad poblana luego de meses de encono.

En entrevista con El Heraldo de México, el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia (Morena-PT-PVEM) recalcó que la elección de este domingo tuvo la menor concurrencia en toda la historia para unos comicios estatales, con entre 31.4 y 33.4 por ciento de participación.

Con este escenario, indicó, deberá acudir “al encuentro de los que no votaron, que son la mayoría y producto de una sociedad desconfiada con el ejercicio de la autoridad en Puebla. Hay que trabajar mucho del lado de la gente para devolver la confianza en que la cosas se pueden hacer diferente. Tenemos que reponer la buena relación del ejercicio del poder público con la gente para que en el 2021 la participación de la sociedad sea alta”.

Barbosa se reunirá con alcaldes para definir medidas de seguridad

Por otro lado, Barbosa Huerta señaló que la seguridad pública y la paz de los poblanos será, sin duda, el gran reto de su administración, y es por ello que ya tiene planeado encontrarse con ediles y autoridades federales para elaborar un plan en la materia: “A partir de hoy me reúno con alcaldes de todo el estado y de todos los partidos políticos, con la anuencia del gobernador interino, para empezar a hablar de tres temas: desarrollo regional, desarrollo municipal y seguridad pública”.

La idea, continuó, es analizar de mano de los alcaldes quiénes están a cargo de la seguridad en cada municipio “para posteriormente comenzar a reestructurar las policías, las estatales y las municipales, profesionalizarlas y certificarlas”.

Asimismo, se comprometió a fortalecer el sistema de procuración y administración de justicia, a fin de que se pueda “recuperar la paz, para las familias, para la sociedad y para los negocios de Puebla”.

Gobierno de Puebla no tendrá partido

«Yo soy un integrante de Morena, pero mi gobierno no será de ningún partido», afirmó Luis Miguel Barbosa Huerta, durante su festejo en el Zócalo de la Ciudad de Puebla, tras conocer su ventaja en la elección extraordinaria a gobernador. Frente a simpatizantes, prometió que de confirmarse su triunfo creará un gobierno honrado, honesto, transparente y que combata la corrupción y la pobreza.

Como lo hizo en su mensaje a medios en el que se dijo ganador, ya frente a la catedral del Puebla volvió a dedicar la jornada positiva al presidente Andrés Manuel López Obrador y reiteró que trabajará por la cuarta transformación y la reconciliación en el estado.

Vencimos a un poder oscuro en Puebla: Barbosa

El candidato afirmó que «tuvieron que pasar muchas cosas», pero lo importante fue que los poblanos decidieron colocar en el poder al Movimiento de Regeneración Nacional. Agregó que con ese cambio, no sólo se confrontó a ese «poder oscuro» establecido en Puebla, sino se venció y se eliminó la madeja de corrupción que en el estado se alojaba.

El candidato de Juntos Haremos Historia en Puebla prometió que va a gobernar para todos e invitó a no tener visiones sectarias, además puntualizó que las elecciones intermedias van a ser una evaluación para su desempeño en el gobierno.

Ni las migajas

Durante su intervención, la presidenta nacional de Morena, Yeidckol Polevnsky, afirmó que sacaron a Acción Nacional del poder, y que del PAN no quedaron ni las migajas.

Cárdenas admite su derrota

El candidato de los partidos Acción Nacional, de la Revolución Democrática y Movimiento Ciudadano, a la gubernatura de Puebla, Enrique Cárdenas, admitió su derrota. Luego de que se cerró el conteo de votos, se confirmó una ventaja de 11.44 por ciento del abanderado de la coalición «Juntos haremos historia», Miguel Barbosa, sobre el panista.

Con los resultados definitivos del Programa de Resultados Electorales Preliminares (PREP), se confirmó que Enrique Cárdenas quedó en segundo lugar, “el cual acepto”.

Una elección que dejó mucho que desear

Si bien aceptó su segundo lugar, sí reprochó que la elección extraordinaria “dejó mucho que desear” al confirmarse una participación de solo 33.44 por ciento de los electores: “Hoy marcamos un camino, plantamos cara a un régimen que enseña, cada vez con mayor claridad, su verdadero rostro”. Asimismo, dijo que se postuló a la gubernatura de Puebla para lograr un cambio en la entidad, pero no “una posición de poder ni para enriquecerme”.

Desde la noche de este domingo, Barbosa Huerta, candidato de los partidos Movimiento Regeneración Nacional, Verde Ecologista de México y del Trabajo, informó que buscaría al ex rector de la Universidad de las Américas, así como al priísta Alberto Jiménez Merino.

Foto propiedad de: Mireya Novo / Cuartoscuro